Alemania destruye el sueño argentino (0-4)


Alemania derrotó por 0-4 a Argentina en el partido de cuartos de final disputado en el estadio Green Point de Ciudad del Cabo el sábado 3 de julio. Los goles de Thomas Müller (3′), Miroslav Klose (68’ y 88’) y Arne Friedrich (74’) pusieron cifras definitivas al triunfo de los germanos, que avanzaron a las semifinales de la Copa Mundial de la FIFA Sudáfrica 2010.

El partido comenzó con una Alemania imponente, que dominaba el balón y generaba ocasiones. Pero ni el hincha más optimista de la Mannschaft esperaba que su equipo se adelantase tan pronto. Un magnífico cobro de falta de Mezut Özil encontró a Thomas Müller en el área, quien libre de remató a placer y venció a Sergio Romero (0-1, 3’).

Los de Diego Maradona acusaron mal el golpe y sufrieron minutos de asedio total, aunque Alemania no reflejaba su dominio en ocasiones claras. Para el cuarto de hora el partido se había emparejado. Aún así, la defensa albiceleste sufría cada vez que Özil o Müller tenían la pelota.

La primera llegada argentina llegó en el minuto 22 cuando Lionel Messi mandó un espectacular pase para Carlos Tévez, pero Manuel Neuer logró cortar. Desde ese momento, la posesión estuvo del lado albiceleste, mientras que la Mannschaft esperaba para lanzar peligrosos contragolpes. En uno de ellos, Klose mandó su disparo por encima, tras la habilitación de Müller. Por su parte, Argentina empezó a generar oportunidades, aunque no demasiado peligrosas. La más clara fue una buena acción de Gonzalo Higuaín en el área, pero su disparo angulado fue bien contenido por Neuer (34′). La primera mitad terminó con Argentina agobiando a Alemania, pero sin que sus delanteros encontrasen los espacios necesarios.

Contragolpes mortales
Argentina sabía que tenía que marcar rápido para no exponerse a la velocidad alemana a la contra, y desde el minuto 46 fue con todo por el empate. Ángel Di María lo intentó, pero su disparo pasó apenas desviado del marco alemán. Luego Tévez lo buscó, pero Per Mertesacker rechazó su disparo con la cara.

Se olía el gol albiceleste. El portero alemán debió reaccionar con seguridad ante dos disparos, de Higuaín y Di María. Y justo cuando parecía que Argentina lograba el empate, Alemania definió el encuentro con el sello de la casa: el contragolpe. Tras un excepcional pase de Müller, Podolski se internó en el área, sacó un centro cruzado y Klose, sin marca definió caminando (0-2, 68’).

Argentina se derrumbó. Intentó atacar, con más corazón que fútbol, pero no alcanzó. En una excepcional jugada por banda izquierda, Bastian Schweinsteiger dejó sembrados a tres defensores antes de cruzar para Arne Freidrich, que en el primer poste definió con un toque preciso (0-3, 74’).

Y aún faltaba más. Cuando el partido expiraba, un desborde de Özil, por la banda izquierda, dejó sólo al gran delantero alemán, que festejó su partido número 100 y se quedó sólo a un gol de Ronaldo en la lista de máximos anotadores en la historia de las Copas Mundiales de la FIFA (0-4, 88’).

Alemania se enfrentará en semifinales a España, el próximo 7 de julio en Durban.

Deja un comentario

Archivado bajo Alemania, Argentina, Noticias, Pambolerías, Sudáfrica 2010

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s