El camino de la solidez (2-1)


Con otra sólida actuación, Países Bajos derrotó a Eslovaquia por 2-1 y se clasificó para disputar los cuartos de final de la Copa Mundial de la FIFA Sudáfrica 2010. Los neerlandeses, que avanzaron a esta instancia por quinta vez en su historia, esperan ahora el ganador de Brasil – Chile. El partido se disputó este lunes 28 de junio en el Estadio Durban de la ciudad homónima.

Ambos salieron a jugar el primer tiempo pensando en el arco de enfrente, aunque cerrando filas de mitad de cancha para atrás, por lo cual no dieron muchos espacios para los ataques rivales. He allí porque en los diez minutos iniciales el encuentro se pareció a un “tiro al blanco”, con varios intentos de media distancia sin resultados satisfactorios.

Países Bajos empezó a marcar la diferencia con un par de encuentros entre Wesley Sneijder y Arjen Robben, quien fue titular por primera vez en el torneo. A los 11’ avisó por intermedio de Robin Van Persie, pero Jan Mucha le ahogó el festejo con una gran atajada.

Sin embargo, poco pudo hacer el arquero cuando Robben recibió un largo pase al vacío de Sneijder y, luego de avanzar varios metros por derecha, enganchó para adentro y sacó un zurdazo raso y recto que entró junto a un poste (1-0, 18’).

Si bien los Oranje intentaron no ceder la iniciativa, casi sin querer levantaron el pie del acelerador, aunque Eslovaquia no supo aprovechar la situación. Si bien intentó generar juego a partir del criterioso Marek Hamsik, la falta de un interlocutor para el 10 derivó en el abuso de balones largos, siempre devueltos por la defensa holandesa.

Sólido y certero
Países Bajos pareció recuperar aquel andar seguro en el arranque complemento gracias a los destellos de Robben, aunque chocó otra vez la figura de Mucha, quien en menos de un minuto y a puro reflejo, le ahogó los festejos al mismo Robben (50’) y a Van Persie (51’).

Sin embargo, las manos de su arquero parecieron despertar a Eslovaquia, que mostró más decisión. Dos veces acarició la igualdad, pero Maarten Stekelenburg se lució al desviar brillantemente remates consecutivos de Miroslav Stoch (67’) y Robert Vittek (68’).

Los eslovacos pagarían caro tanto el no aprovechar su momento como el único error de Mucha, quien quedó mitad de camino en un pelotazo frontal y se dejó anticipar de cabeza por Dirk Kuyt; el volante controló el balón y centró atrás para Sneijder, que a la carrera anotó el segundo (2-0, 84’).

A pesar de la diferencia, Eslovaquia sacó a relucir su orgullo y tuvo su recompensa en el tiempo de descuento a través de Vittek, quien de penal marcó el tanto del honor (2-1, 90’+4’). El árbitro pitó el final tras la ejecución, dando así rienda suelta al festejo holandés, que desde Francia 1998 no se metía entre los ocho mejores del mundo.

Deja un comentario

Archivado bajo Eslovaquia, Holanda, Noticias, Pambolerías, Sudáfrica 2010

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s